La decisión de comprar sobre plano puede ser una de las más importantes y emocionantes en la vida de una persona. Esta modalidad de compra implica adquirir una vivienda antes de que esté completamente construida. Aunque puede parecer desafiante, con la información y estrategia adecuadas, comprar una casa sobre plano puede ser una experiencia gratificante y fructífera.

¿Qué es la compra sobre plano?

Comprar vivienda sobre plano significa adquirir una propiedad antes de que esté terminada, basándose únicamente en los planos y promesas del proyecto. Esta opción es bastante común en el mercado inmobiliario, especialmente en zonas en desarrollo o de alta demanda.

Ventajas de comprar sobre plano

Comprar una vivienda sobre plano, es decir, antes de que se haya construido, ofrece varias ventajas significativas:

  • Precio más atractivo: Generalmente, los precios de las propiedades sobre plano son más bajos en comparación con las viviendas ya construidas. Esto se debe a que los promotores suelen ofrecer precios más bajos para asegurar ventas rápidas y financiar la construcción.
  • Personalización: Comprar sobre plano te da la posibilidad de personalizar aspectos de tu futura casa, como la distribución de espacios, acabados o instalaciones, ajustándolos a tus gustos y necesidades.
  • Valor de reventa: Si la zona donde se construye el inmueble tiene un potencial de desarrollo, es probable que el valor de tu propiedad aumente una vez que esté construida, beneficiándote en caso de una futura reventa.
  • Condiciones de pago flexibles: Los desarrolladores suelen ofrecer planes de pago más flexibles para las propiedades sobre plano, lo que puede ser una gran ventaja si no dispones de todo el capital de inmediato.
  • Tecnología y diseño modernos: Las propiedades nuevas suelen incorporar tecnologías más recientes y diseños modernos, lo cual puede traducirse en mayor eficiencia energética y comodidad.

Desventajas de comprar sobre plano

Sin embargo, comprar sobre plano también involucra riesgos. El más evidente es la incertidumbre asociada con el proyecto. Puede haber retrasos en la construcción, cambios en los planos originales o incluso, en casos extremos, la quiebra del constructor. 

Además, el comprador no puede ver físicamente el producto final hasta que la construcción esté terminada, lo que puede generar incertidumbre sobre la calidad y los acabados finales.

¿Cómo es el proceso de compra de un piso sobre plano?

El proceso de comprar una casa sobre plano comienza con la elección del proyecto y la firma de un contrato de reserva o de compraventa. Es crucial leer detalladamente este contrato y entender todas las cláusulas, incluyendo las que se refieren a plazos de entrega y penalizaciones por retrasos. 

Es recomendable también investigar la reputación del constructor y visitar otros proyectos realizados por la misma empresa.

Una vez firmado el contrato, se realiza un pago inicial y posteriormente se establecen pagos según avance la construcción. Es importante mantener una comunicación constante con el constructor para estar al tanto de los avances y posibles cambios.

¿Cuándo pedir hipoteca en una compra sobre plano?

La decisión de cuándo solicitar una hipoteca para la compra sobre plano es crucial. Generalmente, las entidades financieras no conceden hipotecas hasta que el proyecto alcanza un cierto grado de avance o hasta que se obtiene la licencia de primera ocupación. Por ello, es fundamental planificar las finanzas y tener claridad sobre cuándo se necesitará el crédito hipotecario.

Como has podido ver, comprar una vivienda sobre plano puede ser una excelente oportunidad de inversión, siempre y cuando se haga con cuidado y se esté bien informado. 

Las ventajas de precio y personalización se deben sopesar junto con los riesgos de retrasos y cambios no previstos. Un comprador informado y cauteloso es más probable que tenga una experiencia de compra exitosa y satisfactoria. Y tú, ¿preparado para adquirir tu próxima propiedad inmobiliaria?